La Oracion EFICAZ


Cuenta una anécdota divertida que un misionero en África se vio acorralado por un león hambriento en estado salvaje. Cuando estaba a punto de comérselo, el misionero en su desesperación se pone de rodillas y ora a Dios: Señor convierte a este león, que se haga cristiano. De repente una luz desciende sobre el animal, el león cierra sus ojos y empieza a orar: Señor muchas gracias por estos alimentos…

Debemos saber que no solo es importante orar sino también saber como orar. No basta con pedir, debemos saber como hacerlo. Los discípulos entendían esto y le pidieron a Jesús: “Señor enséñanos a orar…” Luc. 11:1

Por eso aquí tienes unos consejos que te ayudarán a orar mejor:

• Actitud: La actitud es muy importante. Hay que acercarse a Dios con humildad, no exigiendo sino pidiendo, recordando quien es El y quien soy yo. Dios da gracia a los humildes pero resiste a los soberbios. Stg. 4:6
• Confianza: Hay que tener confianza, como un niño con su padre. He. 4:16
• Sinceridad: Nada hay nada oculto ante El. Hay que ser sinceros, honestos y genuinos sin esconder nada, sin justificarse, solamente abrir el corazón. Sal.38:9
• Fe: Pedir sin dudar, esperar con seguridad, creer que se recibirá. Stg. 1:6
• Disposición: Estar dispuesto a cambiar, a obedecer y a buscar hacer su voluntad. Mis palabras deben coincidir con mis acciones. Mt. 7:21 / Lc. 6:46
• Corazón: La oración que sale del corazón y no solo de la mente es la que más rápido llega al cielo. 1 Cro. 28:9

Versículo de la semana:
Santiago 5:16. La oración eficaz del justo puede mucho.

Oración de esta semana:
- Que mi relación con Dios sea más estrecha y más real.
- Que mis peticiones sean más espirituales que materiales.
- Que la oración se convierta para mi en algo habitual así como el respirar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.